Skip to content
Animales David

Huesos de perro: ¿pueden estar crudos?

La gente generalmente piensa que los huesos crudos son contraproducentes para la salud de un perro. Debemos disipar este mito porque está lejos de la realidad. Los huesos crudos no son peligrosos y son un alimento completamente digerible.

Hace pensar que la cantidad de perros que se asfixian debido a crujientes industriales, pelotas de tenis, piedras y palos, es mayor que en los casos en que los perros se asfixian después de comer un hueso crudo. Los huesos carnosos crudos tienen muchos beneficios y son una parte integral de una dieta equilibrada que su perro debe seguir. Y también debemos decir que son productos muy seguros siempre que se respeten las recetas prescritas o suministradas.

Si está preocupado por la asfixia, los huesos que permanecen bloqueados o los dientes rotos, pero ha oído que los huesos crudos contribuyen al bienestar de su perro, continúe leyendo este nuevo artículo de Animales David, en el que responderemos la siguiente pregunta: los huesos al perro sí pueden ser crudos?

¿Huesos crudos o cocidos para perros?

Huesos crudos

Los huesos carnosos crudos son en muchos aspectos muy nutritivos y permiten que su perro se mantenga saludable. Comenzará a morder, moler y comer usando los dientes, la mandíbula y todo el cuerpo. Y cuando finalmente los huesos triturados hayan llegado al estómago, se absorberán los nutrientes necesarios para la alimentación correcta del perro.

El estómago del perro es mucho más rico en ácidos que el del hombre. Se puede decir perfectamente que fue diseñado para desintegrar huesos y alimentos crudos. Este tipo de hueso se considera el mejor porque son blandos. Los huesos crudos apenas se pueden triturar y se digieren en su totalidad, incluso las proteínas de colágeno que algunas personas creen que no se pueden digerir.

Pueden ocurrir problemas con cualquier tipo de comida, huesos, comida seca, etc. Por lo tanto, podemos confirmar que los huesos crudos son inofensivos siempre que el perro no muestre inquietud y esté ansioso por ingerirlos por completo. Mantenga la situación bajo control y evite ofrecer al perro huesos pequeños, como alitas de pollo o cuellos.

Huesos cocidos

En cambio, los huesos cocidos son muy peligrosos. Este tipo de hueso es filoso, puede atascarse y provocar que el perro se asfixie o causar diversos daños internos en su cuerpo, especialmente teniendo en cuenta el riesgo de perforaciones en el intestino. Cuando los huesos se cocinan, su estructura molecular y física cambia, haciéndolos no digeribles y podrían quedar atrapados fácilmente en algún lugar del cuerpo de su perro. En pocas palabras: cuando decides ofrecerle huesos a tu perro, la mejor solución son los huesos crudos.

perro chihuahua con hueso

Beneficios de huesos crudos para perros

Ahora que hemos respondido que “sí, los huesos del perro pueden estar crudos”, también debe aprender cuáles son los beneficios de este tipo de alimento y por qué su perro debe integrarlo en su dieta.

Los huesos crudos tienen varios beneficios en la salud del perro, pero principalmente ayudan a prevenir algunas enfermedades muy graves como el cáncer. Los estudios muestran que una dieta cruda, en la que se ofrecen huesos carnosos crudos, ayuda a activar el sistema inmunológico de un perro y posiblemente a prevenir el desarrollo de la enfermedad.

Además, los huesos crudos son efectivos en casos de alergia o caries dental. Recuerde que los huesos crudos contienen una buena cantidad de calcio y fósforo, que son nutrientes esenciales para la buena salud del esqueleto de su perro.

Hablando de caries y salud bucal, hay que decir que los huesos de carne cruda son excelentes “cepillos” para los dientes de su perro. Frotan y eliminan los restos de comida, lo que ayuda a prevenir la enfermedad de las encías a menudo causada por la acumulación de placa. A nivel físico, roer un hueso (una actividad que a los perros realmente les gusta) es una forma natural de ejercitar la mandíbula y, al mismo tiempo, ayuda a estimular su mente.

Precauciones para dar huesos crudos al perro.

¿Te gustaría poner huesos crudos en la dieta de tu perro porque entiendes que puede ser beneficioso para tu salud? Puede estar tranquilo, nosotros en AnimalPedia le proporcionamos la información que necesita .

Lo primero que debe considerar es congelar los huesos durante al menos 72 horas antes de ofrecérselos a su perro, evitando así la presencia de parásitos y patógenos.

Los huesos carnosos crudos y congelados son muy recomendables, ya que el perro pasará más tiempo mordiéndolos y esto lo ayudará a reducir la velocidad y la voracidad durante las comidas. Esta elección también lo llevará a relajarse . Los pedazos de huesos más grandes lo obligarán a reducir la velocidad y masticar tantas veces como sea necesario.

hueso crudo perro

Otros consejos que podrías considerar:

  • No le ofrezca a su perro huesos herbívoros grandes que pesen mucho, como el fémur de vaca y todos los tipos que se llaman “huesos de sopa”. Estos huesos son duros y pueden romper o romper los dientes.
  • Para su dieta, ofrézcale huesos carnosos que sean de buena calidad y que haya mucha pulpa en el hueso que elija comprar. Trate de evitar huesos sin carne o con poca carne, como costillas y alitas de pollo. Tenga en cuenta que un hueso con poca carne puede causar estreñimiento.
  • Ofrezca al perro trozos de huesos adecuados para su tamaño. Si es un perro grande , dele los huesos de un pollo entero.
  • No compre huesos cortados en pedazos y especialmente aquellos con bordes punzantes. Por ejemplo, no corte los huesos del cuello, la cola del buey y los huesos de los nudillos. Recuerde que los huesos pequeños contribuyen a la mala masticación y esto hace que el perro coma rápidamente.
  • Si entras en pánico cuando ves que tu perro comienza a roer su delicioso hueso, trata de vigilarlo mientras come. Intenta no interrumpir tu comida: no hables con él ni le des instrucciones. Todos quieren comer en paz y sin ser molestados.